Viajes

5 destinos turísticos en el mundo que pueden ser mortales

Como viajeros, queremos conocer el mundo completo, sin embargo, hay algunos lugares que podría ser peligroso explorar solo. Conoce más en la nota.

Por Eva Márquez

- 20 de Febrero de 2021 - 13:03 hs
5 destinos turísticos en el mundo que pueden ser mortales

5 destinos turísticos en el mundo que pueden ser mortales - Pixabay

La naturaleza no deja de sorprendernos de la belleza que puede crear. Mas, así como la amamos, hay que respetarla y, en ocasiones, incluso temerla. No hay nada más mortal que viajar sin precaución. 

Gracias a las redes sociales se conocen sitios espectaculares, pero lo que las fotografías han olvidado advertir, es que algunos pueden ser muy peligrosos si los recorres sin la ayuda de un experto. Aquí te mostramos cinco lugares naturales que te atraerán por su belleza, pero te harán reconsiderar el viaje también cuando sepas qué riesgos se corren al visitarlos. 

El camino de la muerte, Bolivia

Los Andes se caracterizan por tener carreteras peligrosas de transitar. Por poner un ejemplo, el camino que te lleva desde la Hidroeléctrica a Santa Teresa, el primer poblado cercano a Aguas Calientes, en la región de Cusco, Perú, es peligroso. Más de un viajero prefiere no voltear a la ventana por el temor que ocasiona la vista de los acantilados y la estrechez de la carretera. 

Así, Bolivia tiene un Camino de la Muerte, que en 1995 fue nombrada como “la carretera más peligrosa del mundo”, aunque muchos peruanos defienden el mismo nombre para la carretera mencionada en el párrafo anterior. La carretera mortal boliviana está ubicada cerca de La Paz. 

También te puede interesar: 10 lugares con forma natural de corazón alrededor del mundo

Es un atractivo turístico para los que disfrutan del ciclismo de montaña, sin embargo, también es muy peligroso. Se tiene calculado que cada año pierden la vida alrededor de 300 personas. El camino serpentea un cañón, que tiene curvas pronunciadas y pendientes desde las cuales puedes contemplar el fin de tu vida: sus precipicios imponen. Este camino puede llegar a tener tan sólo tres metros de ancho y es de sentido doble. Como podría esperarse, hay varias partes que carecen de asfalto. Dependiendo del clima, podría estar húmedo y neblinoso. 

Piscina del Diablo, Zambia

En ella puedes nadar al borde de un acantilado. No podemos negar que de seguro es una experiencia para recordar por el resto de tus días, pero tampoco podemos hacer a un lado lo peligroso de ella. Está ubicada en las Cataras de Victoria, un parque que comparten los países de Zambia y Zimbabue. 

Se trata de una piscina natural que se encuentra a nada más y nada menos que 108 metros de altura. Los que ha vivido esta experiencia afirman que es una emoción indescriptible, pero que no saben si la repetirían. El tiempo más seguro para visitarla, es en los meses de sequía, ya que las corrientes son mínimas y la seguridad aumenta. Para llegar hasta ella es necesario pasar por una cuerda de seguridad, aunque tu estabilidad puede disminuir si ves el filo de la caída. 

Annapurna, Nepal

Esta montaña, que se ubica en la cordilla del Himalaya, está formada sólo por piedra caliza. Su altura, de más de 8,000 metros sobre el nivel del mar, casi alcanza las nubes. Es llamada por algunos como “la montaña maldita”, ya que de cada casi 200 montañistas que intentan escalarla, sólo 10, es decir, menos del 5% logran su cometido. Los demás se quedan enel camino. Sorprendentemente, es más difícil escalar esta montaña que el Himalaya.

Son constantes las avalanchas y derrumbes, así como las temperaturas de frío extremo. Se tiene el dato que la primera vez que logró ser conquistada fue en 1950, pero los alpinistas que lo lograron, perdieron los dedos de los pies por el frío. 

¿Te animarías a subirla?

También te puede interesar: Esto es lo que no puedes perderte en tu visita a Nicaragua

Volcán Negro, Nicaragua

Ubicado en la ciudad de León, este volcán está cubierto por arena negra y tierra caliza, lo cual, desde estas características, ya dificulta la subida. Aquellos que hayan tenido la experiencia de enfrentarse a la arena negra recordarán que suben un paso y bajan dos. 

La última fecha de erupción del volcán fue hace más de veinte años, sin embargo, no es considerado aún dormido por completo, ya que constantemente tiene fumarolas y expulsión de ceniza o lava. Lo divertido de subir hasta la punta, es bajar y hacer sandboarding, es posible alcanzar una velocidad de 172 km/h, sin embargo, también por ello puede ser una experiencia muy peligrosa.

La Cueva de la Muerte, Francia

Descender por esta cueva pone nerviosos tanto a arqueólogos como a otros aventureros. Sus rocas húmedas son una de las razones, un paso en falso podría costarte no sólo la experiencia, sino la vida, y la posibilidad de rescatar tu cuerpo podría también ser complicada. 

Entrar a ella podría equipararse a sentir que bajas al Infierno, pero por un camino más accidentado que el recorrido en La divina comedia. En las primeras exploraciones que se hicieran de la cueva, hubo varios muertos. Cuenta con una profundidad aproximada de 1200 metros, y también tiene un lago. 

Síguenos en

Eva Márquez

Egresada de Letras Hispánicas, por la Universidad de Guadalajara. Becaria en la Universität zu Köln, Alemania y en la Universidad de la República, Uruguay. Realizó una estancia de investigación en la Universidad Veracruzana. Amplia experiencia en la enseñanza de español para extranjeros. Ha publicado textos creativos, ensayos y reseñas. Nómada digital y mochilera. Se desempeñó como redactora para Soy Nómada y Mi Trabajo, de Debate Media. Actualmente es Analista Seo Jr.

Ver más
Sigue leyendo

Ranking

Más de Viajes